martes, 6 de octubre de 2015

La Gran Fiesta Pirata

Celebrar un cumpleaños, cuando vas para cinco años, es un gran momento. Y mi hija tenía claro que quería algo especial.

Las fechas son algo complicadas, pues cumple a finales de julio y, o se celebra antes de que acabe el cole para que puedan ir todos sus amiguitos, o se celebra en familia; que también mola, pero claro, no dejas de desear que haya mucha fiesta y jolgorio con niñas y niños de tu edad.

Ya desde meses antes Celia pensaba en su cumpleaños, y tenía muy clara la temática: PIRATASSSSS!!!!

Teníamos las opción de celebrarlo a final de curso en un parque de bolas (que le molan mucho) o - y ahí fue cuando yo me tiré a la piscina con ropa y todo - celebrarlo en veranito en la aldea (lo que viene siendo el pueblo de toda la vida pero a la gallega).

Y mi niña, a la que le gusta más la aldea que una bolsa gigante de chuches, no se lo pensó ni un segundo.

Desde mayo pensando en el cumple. Y qué si podemos hacer esto, que si lo otro, que si gorros, que si piñata, que si juegos... y yo pensando... madre mía en que lío me he metido.

Pero como dice el refrán, sarna con gusto no pica... Aunque ya os digo que si el año que viene hacemos el mismo planteamiento de celebración, empezaremos a prepararlo en enero.

Para Celia era muy importante la decoración. Es lo que tiene cuando tu hija te ve trasteando y haciendo cositas lindas. Pues claro, también las quiere para ella. Y así, con tiempo, nos pusimos manos a la obra.

Necesitábamos un barco, y catalejos para buscar la isla en el horizonte.



Y que es una isla sin cofre del tesoro, y sin pirata, y sin parche.


Y si teníamos parches para todos, no podían faltas los gorros.


Y ¿que sería un cumpleaños sin piñata?


Y las invitaciones, que no falten. Aquí el tiempo se nos vino encima, y lo que iban a ser las invitaciones, acabaron siendo unas tarjetas de agradecimiento.

 


El cumple se celebró por la tarde, y el mismo día por la mañana preparamos la tarta.



En el jardín creamos un rincón para que los pequeños piratas se preparasen para el abordaje, con traje incluido.




La decoración de la mesa debía estar toda concentrada, pero se nos planteó un problema imprevisto, el viento, así que tuvimos que "expandirla", un poco y aprovechar los árboles.




Y las viandas, algo sencillo y rico. Por experiencia sabemos que ya te puedes currar un súper buffet, que los enanos lo único que quieren es jugar, así que unos sándwiches, algo de picoteo y unos refrescos, y todos contentos.


Y llegaron las fieras... y se disfrazaron...



Y buscaron el tesoro... y se repartieron el botín...



Y luego jugaron con globos de agua y con la manguera. Y cantamos cumpleaños feliz y Celia sopló la velas.


Y llegó el momento piñata. Que la próxima vez es para pensárselo. Fue quizás el único momento crítico de la tarde. Que locura.


Y al final, los regalos: juegos de mesa, cuentos, camisetas molonas, alguna cosita para el cole y un súper disfraz de batman.



Y así transcurrió la tarde. Nos juntamos, entre niños y adultos más de 30 personas. Los adultos tuvieron también su espacio, con medita, sillas, bebidas y comidas, para que ellos también pasasen un buen rato. Y aunque interactuaron mucho con los niños y sus juegos, también disfrutaron de esos necesarios momentos de relax y tranquilidad.

Y esto no podía acabar sin un álbum. Porque Celia me lo dejó claro. Quería uno especialmente para su fiesta de cumple, y aunque aún no está del todo terminado, pues faltan algunos detallitos en el interior, os enseño como ha quedado. Sencillo y manejable, para que sus manitas puedan pasar las hojas una y otra vez.



Aprovecho además, para dar las gracias públicamente a Nancy, que con su Cameo me hizo calaveras de todos los tamaños, indispensables para esta celebración. Sólo de imaginarme recortando calaveras a tijerita, me daban escalofríos. Si se tuviese que haber hecho así, se hacía, pero no hubiese sido lo mismo. Y quien tiene una amiga con Cameo, tiene un tesoro, ji.ji.

Y si estáis pensando en organizar una fiesta pirata y lo que hemos hecho os puede servir de inspiración o ideas, os cuento con un poquito más de detalle, como hemos hecho algunas cosas.

Barco: Cartulinas y papeles decorados, de alto gramaje, Un palo para el mastil y un tapón de botella de refresco para la parte del vigía.

Catalejos: Rollos de papel higiénico unidos, con capas de papel de cocina pegadas con cola para darle consistencia y textura. Pintados con pintura acrílica oscura y pintura dorada para hacer los detalles.

Isla: Caja de cartón, cartulinas y papeles decorados. Pintura acrílica para pintar el cartón.

Cofre: Caja de madera pintada con pintura acrílica. Con joyas hechas con abalorios de madera y goma elástica, y doblones de plata, creados con cartón forrado de papel de aluminio.

Parches: Cartulina negra de gramaje y goma elástica.

Cabeza pirata: La idea la cogí de un programa de Art Attack. A partir de una botella de plástico. Ppdéis ver como se hace pinchando AQUÍ.

Gorros: cartulina negra de gramaje alto, cortada en forma de gorro pirata. Para cada gorro hacen falta dos partes, que uniremos con una grapadora por los extremos. Y unas calaveras para darles el toque piratil.

Piñata: A partir de una piñata básica, decorada con tiras de flecos de cartulina negra y cinta adhesiva roja. Por ambos lados, en el centro, la bandera pirata es un trozo de una servilleta temática, pegada y barnizada con cola para darle resistencia.

Tarjetas invitación/agradecimiento: Cartulina negra y roja. Papel de acuarela y sello con motivo pirata de Nellie Snellen. Tinta negra para estampar y pinturas para colorear el sello.



Tarta: Bizcocho por encargo, cortado en capas. Bañado en cacao y relleno de nata montada. Recubierto de chocolate fundido y decorado con lacasitos.

Traje pirata: Bolsas de basura negras, cinta adhesiva roja, calaveras y cordón para el cinturón.

Álbum: Cartulina negra, cartulina azul con emboss de puntos y papeles de la colección Treasure Map de October Afternoon.


13 comentarios:

  1. peazo de fiesta.... que suerte tiene Celia con una amatxu así.... como siempre genial Pilar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Flor. El problema es que la criatura cada vez es más exigente, ja,ja.

      Eliminar
  2. Madre mía, ya estarás preparando el cumple del año que viene! Menuda currada! Me encanta y tu peque por estar súper contenta, menudo fiestorra! Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Calla, calla, solo de pensarlo... ja,ja. Al final estaba un poco desbordada, demasiadas emociones a flor de piel.

      Eliminar
  3. Mamma mia, vaya fiestecita, jeje y lo bien que se lo pasaron jajaja. Te quedo todo de lujo :D. Pues nada yo de ti como que empezaba a preguntarle que le gusta para los 6, jajajaja, que como la quiera mas dificililla vas a necesitar tiempo :P
    Besote!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que la cosa se complicará un poco. La temática pirata da mucho juego y hay mucho donde inspirarse. A ver con que nos sale el año que viene.

      Eliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Qué maravilla de decoración. Celia es una niña encantadora y su mami se preocupa mucho de que sea muy feliz, qué suerte tenéis las dos. Besitos de Nancy

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Celia también piensa que tú eres encantadora, pero ya sabes que su preferido es Max, ja,ja.

      Eliminar
  6. que chulo todo!!! Que pasada de fiesta!!! me ha encantado!!! Un besito!!

    ResponderEliminar
  7. Qué suerte tiene Celia de tener una madraza como tú!! vaya imaginación y vaya trabajo!! Habéis logrado hacer un cumpleaños único y que los peques se los pasaran en grande!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estas cosas hay que organizarlas con tiempo, ja,ja. Y preparamos alguna cosa más que al final no hicimos por saturación y descontrol, como disfrazar a los mayores.

      Eliminar

¿Te apetece comentar algo? Adelante, todas vuestras palabras son bienvenidas. Gracias.